No sólo le ocurre a las mujeres grandes

Lucero tenía 24 años cuando le dijeron que tenía cáncer de mama. En el fondo sabía que era posible porque su madre había muerto de ese padecimiento, pero nunca imaginó que iba a suceder tan rápido. Aunque muchas veces se cree que es una enfermedad que se presenta principalmente en mujeres mayores de 40, muchos estudios han dado cuenta de que en México y otros países de América Latina el cáncer de mama se desarrolla en edades más tempranas.

“El cáncer mamario en mujeres jóvenes es aquel en mujeres antes de la menopausia, que se da alrededor de los 50 años. Aproximadamente el 50 por ciento de las mujeres con cáncer de mama son premenopáusicas, es una cifra uno a uno, lo que es muy alto comparado con otros países donde la cifra es menor.

La presencia de cáncer de mama en jóvenes es complicado no sólo porque viven en una edad en donde tienen hijos pequeños, sino también porque se enfrentan a la enfermedad de manera diferente que las pacientes más grandes.

“Yo pensaba que un día iba a tener una familia y que iba a amamantar a mi bebé”, dice Lucero con la voz entrecortada. Ella, sobrevivió a la enfermedad tras haber perdido el seno izquierdo, además perdió el trabajo y finalmente pasaron muchos meses antes de que se levantara de la depresión.

Afortunadamente, encontró que fue la autoexploración la mejor forma de encontrar la respuesta entre vivir y morir.

Comentarios

comentario

Acerca del Autor

Deja un comentario

*

captcha *